Di NO al trabajo precario

Como en casi todo, todos somos parte del problema porque somos la base del sistema y, en cierta forma, culpables indirectos de una situación que afecta en una parte fundamental de nuestras vidas.
Dicen que solo sobreviven los cobardes, pero ésta no es una situación de valentía, sino de dignidad, para el presente y para nuestro futuro.
Reclamar los derechos que nos corresponden para volver a esa situación casi utópica en la que el trabajador se identificaba con su empresa.

Todo es posible

màc

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: